El PE pide reducir el uso de pesticidas

El PE pide reducir el uso de pesticidas para salvar a las abejas europeasq han informado de la oficina de prensa SESIÓN PLENARIA ENVI. El plan de la CE para proteger a abejas, mariposas y otros insectos resulta insuficiente. Los eurodiputados reclaman medidas específicas para proteger a los polinizadores. Objetivos obligatorios de reducción de plaguicidas. A macro of a honeybee in a sunflower.

Según la Comisión, aproximadamente el 84 % de las especies de cultivos y el 78 % de las especies de flores silvestres en la UE dependen, al menos en parte, de la polinización animal. Hasta casi 15.000 millones de euros de la producción agrícola anual de la UE se atribuyen directamente a los insectos polinizadores.

La iniciativa de la Comisión Europea para los polinizadores debe reforzarse, según el Parlamento Europeo, que reclama medidas adicionales para proteger a las abejas y a otros polinizadores. En una resolución aprobada el miércoles a mano alzada, el Parlamento acoge con satisfacción la Iniciativa de Polinizadores de la UE, pero destaca que, en su estado actual, no protege a las abejas y otros polinizadores de algunas de las muchas causas de su declive, como la agricultura intensiva, los plaguicidas, el cambio climático, los cambios en el uso del suelo, la pérdida de hábitat y las especies invasoras.

Dado que los polinizadores son esenciales para la biodiversidad, la agricultura y la reproducción de muchas especies vegetales, los eurodiputados instan a la Comisión a presentar un programa de acción a gran escala con recursos suficientes.

Para contribuir a reducir aún más los residuos de plaguicidas en los hábitats de las abejas, la reducción de su uso debe convertirse en un objetivo clave de la futura Política Agrícola Común (PAC), afirma el texto. Los eurodiputados quieren que se incluyan objetivos de reducción obligatorios a escala europea en la próxima revisión de la directiva sobre el uso sostenible de los plaguicidas.

El Parlamento reclama, por último, más fondos para apoyar la investigación sobre las causas del declive de las abejas con el fin de proteger la diversidad de las especies polinizadoras.

En abril de 2018, la UE acordó prohibir totalmente el uso al aire libre del imidacloprid, la clotianidina y el tiametoxam, conocidos como neonicotinoides. Sin embargo, varios Estados miembros notificaron exenciones de emergencia en relación con su uso en su territorio.

Tras los llamamientos del Parlamento y del Consejo para que se tomen medidas de protección de las abejas y otros polinizadores, la Comisión presentó el 1 de junio de 2018 la Iniciativa sobre los polinizadores.